El convenio entre la Seiasa y la Comunidad de Regantes permitirá la modernización de 12.190 hectáreas y beneficiará a casi 5.000 agricultores

Firma entre CR y SEIASA

El Ministerio de Agricultura y la Comunidad de Regantes de Lorca han firmado este jueves un convenio por valor de 12,7 millones de euros, con cargo a los Fondos Next Generation, para modernizar los regadíos. La actuación beneficiará a 4.462 regantes lorquinos y permitirán reducir la vulnerabilidad de los recursos hídricos mejorando la gestión mediante un sistema de monitorización y telecontrol y evitar pérdidas por evaporación, transporte o por las fugas que se venían produciendo en la actualidad.

             El acuerdo ha sido rubricado por el presidente de Seiasa, Francisco Rodríguez Mulero, y el presidente de la Comunidad de Regantes de Lorca, Juan Marín. El acto ha estado presidido por el alcalde, Diego José Mateos; y el delegado del Gobierno en Murcia, José Vélez, a los que ha acompañado el presidente de la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS), Mario Urrea. El convenio, con cargo al Plan de Recuperación, Transformación y Resilencia (PRTR), que el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA), a través de la Sociedad Mercantil Estatal de Infraestructuras Agrarias (Seiasa), “mejorará las infraestructuras de regadío de la Comunidad de Regantes”, ha afirmado el alcalde.

             El proyecto contempla la conexión de la balsa de Botía con el Pantano de Puentes, “haciéndolo de una manera eficiente y sostenible, reduciendo tanto los costes como las emisiones, generando energías limpias, solar e hidráulica”, ha añadido, para detallar que “no solo los regantes de Lorca se beneficiarán de esa mejora, sino que también lo harán todos los lorquinos, ya que se contará con una nueva vía verde, de casi nueve kilómetros, junto a esta nueva canalización de la que podremos disfrutar todos”.

             El presidente de la Comunidad de Regantes ha calificado el acuerdo de un “hito importante” para los regantes lorquinos. Va a posibilitar, ha dicho Juan Marín, una infraestructura “necesaria” para el ahorro hídrico. Con esa modernización se van a “evitar” las “pérdidas y evaporaciones”. Estas últimas superaban el 10 por ciento, por lo que se “optimizarán los recursos”. El presidente de los comuneros ha recalcado que la infraestructura se “amortizará” en pocos años.

             Se están redactando los proyectos y tras ser revisados por el Ministerio de Agricultura se dará traslado al de Medio Ambiente. Se espera que la primera fase pueda iniciarse antes de que concluya 2022, ya que deberá estar acabada antes de 2026. “El plazo de ejecución es de 18 meses”, ha señalado Francisco Rodríguez Mulero a preguntas de LA OPINIÓN. En una segunda fase, ha indicado, está prevista la construcción de tres embalses.

Fuente: La Opinión de Murcia

SERVICIOS

CONTACTE CON NOSOTROS

Cargando